ZooControl - Pintor Torrado, 10 14006 - Córdoba - Telf. +34 957 202 920

El Blog de ZooControl

¿A dónde van los insectos cuando empieza el frío?

los insectos cuando empieza el fríoYa ha llegado el frío y te habrás dado cuenta que ya no tienes que pelearte con esos molestos insectos que entraban en tu casa durante el verano, pero ¿dónde se han metido? Pues bien, los insectos suelen tener una vida muy corta y cuando empiezan las bajas temperaturas suelen terminar su vida adulta y dejan paso a otras generaciones que vendrá a seguir molestándote el verano que viene. Pero otros muchos utilizan técnicas para pasar el frío invierno y volver de visita en verano. Hoy te lo contamos todo.

Técnicas que utilizan los insectos para sobrevivir al frío

Como hemos dicho muchos insectos mueren con el frío, pero otros utilizan técnicas muy cuidadas para aguantar el invierno y volver a verte en verano:

  • La migración: se trasladan a zonas más cálidas. El insecto migratorio más conocido es la mariposa monarca, lo curioso de este insecto, es que a diferencia de otros, los que se marchan son los mismo que vuelven. Por el contrario, el resto de insectos que se marchan, será otra generación la que vuelva.
  • Evitar el frío: muchos insectos evitan la congelación generando grasas en sus cuerpos y reduciendo el nivel del agua, así generan un anticongelante natural. Sin embargo, también deben encontrar refugio.
  • Tolerancia al frío:
  • Los insectos acuáticos pasan el invierno alimentándose para llegar a su forma adulta en primavera. Otros suelen ser capaces de generar sustancias crio protectoras.
  • Los insectos terrestres: los insectos que no pueden escapar del frío, que son sobre todo aquellos que viven en climas en los que las temperaturas bajan y suben rápidamente; son capaces de congelar partes de su cuerpo y sobrevivir teniendo cuidado de que demasiadas zonas no se hielen.

Así de curiosa es la naturaleza de los insectos ¿Interesante verdad?

¿Qué plagas son más comunes en invierno?

Qué plagas son más comunes en inviernoParece que durante el verano se hacen más visibles determinados tipos de plagas dado que los animales están dispuestos a salir de sus refugios en busca de alimento y sin temor a inclemencias del tiempo.

Una vez llega el invierno, muchos de ellos se resguardan y apenas hacen acto de presencia o por lo menos es bastante menos evidente que en verano. Ello sin embargo no es sinónimo ni mucho menos de la erradicación de plagas o de la inexistencia de las mismas.

Desde Zoocontrol sabemos que realmente, esa falsa calma esconde en gran medida la proliferación de colonias de algunos insectos y otros animales que, de nos ser tratadas y erradicadas, llegarán a manifestarse de forma virulenta en algún momento con las consecuentes dificultades para actuar, pues podría ser hasta tarde.

Plagas propias del invierno: siempre hay que estar alerta y actuar con firmeza.

Efectivamente no todos los insectos o animales están en disposición de reproducirse y manifestarse en el exterior. Algunos utilizan el invierno para no hacer acto de presencia, pero otros, lejos de tener problemas con el frío o la lluvia, aprovechan esos momentos para establecerse en lugares muy diversos de nuestro hogar.

Las plagas más comunes en invierno son:

  • Roedores: principalmente ratas de diversos tipos y ratones que buscan lugares donde guarecerse del frío y las bajas temperaturas, siendo nuestros hogares el lugar perfecto. Su ubicación puede realizarse en múltiples espacios (tuberías, falsos techos, conductos de ventilación...). Son animales muy escurridizos, hábiles y de rápida y activa reproducción.
  • Termitas y carcoma: ambas plagas atacan directamente la madera de nuestro hogar, siendo las termitas más proclives a marcos de puertas y ventanas, vigas, etc y la carcoma a los muebles en sí. El problema de ambas plagas es que son apenas visibles y cuando los llegamos a percibir el daño es de grandes magnitudes y difícil erradicación.
  • Chinches de la cama: plaga especialmente molesta y de rápida propagación puesto que disponen de una absoluta capacidad para adaptarse a cualquier temperatura. Sus inicios suelen ser en colchones y camas pero rápidamente son capaces de hacerse extensivas a ropa del hogar y prendas de vestir.

En Zoocontrol somos especialistas en el tratamiento de plagas activas y ya detectadas pero también en la importante y determinante labor de prevención.

Para ello disponemos de tratamientos muy específicos de inyección sobre la madera y en un radio de acción alrededor de la vivienda en el caso de las plagas propias de este material, así como para el resto de insectos y animales, erradicando y alejando tanto a las plagas de invierno como a las que pudieran afectarnos en cualquier momento del año.

¿Tienen las termitas actividad durante todo el año?

Tienen las termitas actividad durante todo el añoLos insectos son animales ectotérmicos, es decir, su temperatura corporal depende de la temperatura ambiental. En otoño o invierno, cuando la temperatura disminuye, también lo hace la temperatura de estos insectos, lo que provoca una ralentización de su actividad metabólica por lo que sus movimientos serán más lentos y están más aturdidos.

Cuando bajan considerablemente las temperaturas, como método de supervivencia, muchos insectos reducen su consumo de oxígeno, dejan de realizar actividad alguna y dejan de reproducirse. Entran en lo que se llama, estado de quiescencia.

Igualmente, a las termitas, las temperaturas y los cambios de estaciones les afecta considerablemente en su actividad, tanto que pueden llegar a frenar el desarrollo de las termitas jóvenes o la reproducción de las termitas reinas. Pero a diferencia del resto de insectos, las termitas no entran jamás en estado de quiescencia, aunque su actividad sí se ve mermada.

A esto le unimos que la temperatura del interior de los inmuebles donde las termitas habitan suele tener unas mejores condiciones que la intemperie. Esto ayuda a que las termitas estén activas todo el año, por lo tanto, los muebles y demás elementos de nuestros hogares están permanentemente en peligro de ser atacados.

Son silenciosas y aprovecharán cualquier hueco en los cimientos de las viviendas para introducirse en su “nuevo hogar”. Se pueden detectar si notas paredes agrietadas, hormigas aladas, tarimas blandas, puertas o ventanas que no cierran bien e incluso ruidos extraños.

Si tienes la sospecha de que una colonia de termitas ha podido instalarse en tu vivienda es importante que llames urgentemente a un servicio de profesionales de control de plagas ya que las termitas actúan con mucha rapidez y te pueden causar grandes destrozos en cuestión de días.

La empresa te asesorará sobre los mejores métodos para acabar drásticamente con estos incómodos insectos.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Acepto

Control de plagas de la madera - Termitas, Carcoma...